Guía completa sobre cómo rasurarse

Cada barba y bigote son únicos, ya lo hemos dicho. La manera en que decidimos rasurarnos habla mucho de nosotros y de nuestro estilo.

En la presente guía te proporcionaremos un panorama al respecto del mundo del rasurado masculino, específicamente del rasurado y cuidado del rostro, esta guía es un poco larga, té tomara de 20 a 30 minutos de lectura.

Debes saber que no tocaremos el tema del rasurado aplicado a otras partes del cuerpo. Hablaremos de lo necesario para el rasurado perfecto antes, durante y después de haberlo hecho.

Hablaremos de las ventajas y desventajas de utilizar rastrillo, máquina de rasurar o navaja, para que conozcas y tengas una noción sobre cuáles herramientas son mejores para algún estilo determinado.

También tocaremos temas como la manera y la dirección adecuada que se debe implementar al rasurarse.

Pero primero, un dato curioso…

¿sabías que los primeros indicios del rasurado se produjeron en la antigüedad? Existen documentos que certifican la presencia de piedras afiladas que se utilizaban para este uso y que tienen hasta 2,5 millones de años, un dato que demuestra la antigüedad de este ritual masculino.

Somos el último eslabón de una historia milenaria del cuidado personal para hombres y ahora contamos con más herramientas que en la edad de piedra, eso es algo que debemos aprovechar, ¿no es verdad?

Cada barba y bigote son únicos, ya lo hemos dicho. La manera en que decidimos rasurarnos habla mucho de nosotros y de nuestro estilo.

En la presente guía te proporcionaremos un panorama al respecto del mundo del rasurado masculino, específicamente del rasurado y cuidado del rostro, esta guía es un poco larga, té tomara de 20 a 30 minutos de lectura.

Debes saber que no tocaremos el tema del rasurado aplicado a otras partes del cuerpo. Hablaremos de lo necesario para el rasurado perfecto antes, durante y después de haberlo hecho.

Hablaremos de las ventajas y desventajas de utilizar rastrillo, máquina de rasurar o navaja, para que conozcas y tengas una noción sobre cuáles herramientas son mejores para algún estilo determinado.

También tocaremos temas como la manera y la dirección adecuada que se debe implementar al rasurarse.

Pero primero, un dato curioso…

¿sabías que los primeros indicios del rasurado se produjeron en la antigüedad? Existen documentos que certifican la presencia de piedras afiladas que se utilizaban para este uso y que tienen hasta 2,5 millones de años, un dato que demuestra la antigüedad de este ritual masculino.

Somos el último eslabón de una historia milenaria del cuidado personal para hombres y ahora contamos con más herramientas que en la edad de piedra, eso es algo que debemos aprovechar, ¿no es verdad?

INDICE 

Da clic en la sección que quieres leer

Todo lo que debes tener en cuenta antes de rasurarte

Antes de que pienses pasar la navaja, el rastrillo o la máquina por tu rostro, debes considerar diversos factores para poder  comenzar con el proceso del rasurado. Uno de los principales es de reconocimiento.

¿Qué tipo de barba tengo?

Esto importante porque a partir de esta pregunta, la manera de rasurarte cumplirá un objetivo en específico y así podrá ser más efectivo este proceso.

Para esta sección hablaremos de 3 tipos de barbas y de algunos consejos para cada una de ellas.

  1. Rasurado por completo

    • Prepara primero todas las herramientas necesarias para rasurarte.
    • Para esta barba se aconseja siempre utilizar un gel deslizante o una espuma de rasurado para evitar la irritación en la piel.
    • Al terminar utiliza algún producto para después de afeitado para así poder cerrar los poros de tu piel.
  2. Sombra o barba corta

    • Barba de 4-5 días, no cuenta con una longitud mayor a medio centímetro.
    • Prepara primero todas las herramientas necesarias para rasurarte.
    • Identifica tu linea del cuello y tu linea del cache, si tienes duda de como hacerlo, te invitamos a que visites el siguiente articulo: ¨Todo sobre el cuidado de la barba¨.
    • Ya que tienes identificadas las lineas faciales, tendrás que delinearlas con una navaja, rastrillo o una maquina de afeitar.
    • Para mantener la misma longitud se recomienda utilizar la separación con el número 1 para la maquina de afeitar.
    • Al terminar utiliza algún producto para después de afeitado para así poder cerrar los poros de tu piel.
  3. Barba larga o de mayor longitud

    • Barba de 3-4 semanas y/o más, cuenta con una longitud lo suficientemente largo para poder ser peinada.
    • Prepara primero todas las herramientas necesarias para rasurarte.
    • Al igual que en la barba corta o sombra, necesitas identificar la linea del cuello y la linea del cachete, si tienes duda de como hacerlo, te invitamos a que visites el siguiente articulo: ¨Todo sobre el cuidado de la barba¨.
    • Ahora que tienes identificadas estas dos secciones, necesitas cepillar la barba en la orientación hacia donde generaras el delineado, es decir, para la linea del cuello necesitarás cepillar hacia arriba y para la linea del cachete necesitarás cepillar hacia abajo.
    • Al terminar utiliza algún producto para después de afeitado para así poder cerrar los poros de tu piel.

*OJO, todas las herramientas mencionadas en esta sección serán mencionadas y explicadas con mayor detalle en secciones posteriores.

Las barbas en general necesitan de un proceso previo al de alistar la maquinaria, pero incluso antes de pasar a ese pequeño ritual, hablemos un poco sobre el equipo de rasurado fundamental que necesitas para llevar a cabo el afeitado perfecto.

Con estos consejos a seguir, dependiendo del tipo de barba que tienes, es momento de hablar un poco de los instrumentos usados para rasurar.

Estos se pueden agrupar en 3 categorías: navajas, rastrillos y maquinas eléctricas. Cabe destacar que ninguna es mejor que la otra, son simplemente herramientas diferentes que te otorgarán resultados distintos dependiendo del objetivo que busques.

Puedes combinar estas herramientas o simplemente utilizar una en concreto. Dependerá de ti.

Comencemos con quizás, el instrumento de afeitar más antiguo que existe, las navajas.

Todo lo que debes tener en cuenta antes de rasurarte

Antes de que pienses pasar la navaja, el rastrillo o la máquina por tu rostro, debes considerar diversos factores para poder  comenzar con el proceso del rasurado. Uno de los principales es de reconocimiento.

¿Qué tipo de barba tengo?

Esto importante porque a partir de esta pregunta, la manera de rasurarte cumplirá un objetivo en específico y así podrá ser más efectivo este proceso.

Para esta sección hablaremos de 3 tipos de barbas y de algunos consejos para cada una de ellas.

  1. Rasurado por completo

    • Prepara primero todas las herramientas necesarias para rasurarte.
    • Para esta barba se aconseja siempre utilizar un gel deslizante o una espuma de rasurado para evitar la irritación en la piel.
    • Al terminar utiliza algún producto para después de afeitado para así poder cerrar los poros de tu piel.
  2. Sombra o barba corta

    • Barba de 4-5 días, no cuenta con una longitud mayor a medio centímetro.
    • Prepara primero todas las herramientas necesarias para rasurarte.
    • Identifica tu linea del cuello y tu linea del cache, si tienes duda de como hacerlo, te invitamos a que visites el siguiente articulo: ¨Todo sobre el cuidado de la barba¨.
    • Ya que tienes identificadas las lineas faciales, tendrás que delinearlas con una navaja, rastrillo o una maquina de afeitar.
    • Para mantener la misma longitud se recomienda utilizar la separación con el número 1 para la maquina de afeitar.
    • Al terminar utiliza algún producto para después de afeitado para así poder cerrar los poros de tu piel.
  3. Barba larga o de mayor longitud

    • Barba de 3-4 semanas y/o más, cuenta con una longitud lo suficientemente largo para poder ser peinada.
    • Prepara primero todas las herramientas necesarias para rasurarte.
    • Al igual que en la barba corta o sombra, necesitas identificar la linea del cuello y la linea del cachete, si tienes duda de como hacerlo, te invitamos a que visites el siguiente articulo: ¨Todo sobre el cuidado de la barba¨.
    • Ahora que tienes identificadas estas dos secciones, necesitas cepillar la barba en la orientación hacia donde generaras el delineado, es decir, para la linea del cuello necesitarás cepillar hacia arriba y para la linea del cachete necesitarás cepillar hacia abajo.
    • Al terminar utiliza algún producto para después de afeitado para así poder cerrar los poros de tu piel.

*OJO, todas las herramientas mencionadas en esta sección serán mencionadas y explicadas con mayor detalle en secciones posteriores.

Las barbas en general necesitan de un proceso previo al de alistar la maquinaria, pero incluso antes de pasar a ese pequeño ritual, hablemos un poco sobre el equipo de rasurado fundamental que necesitas para llevar a cabo el afeitado perfecto.

Con estos consejos a seguir, dependiendo del tipo de barba que tienes, es momento de hablar un poco de los instrumentos usados para rasurar.

Estos se pueden agrupar en 3 categorías: navajas, rastrillos y maquinas eléctricas. Cabe destacar que ninguna es mejor que la otra, son simplemente herramientas diferentes que te otorgarán resultados distintos dependiendo del objetivo que busques.

Puedes combinar estas herramientas o simplemente utilizar una en concreto. Dependerá de ti.

Comencemos con quizás, el instrumento de afeitar más antiguo que existe, las navajas.

Hablemos de navajas

A pesar de que rasurarse puede ser considerado por algunos como una labor que te quita tiempo y bastante aburrida, especialmente si lo haces diario.

Es importante reconocer que una buena afeitada, ya sea un delineado de la barba adecuado o una cara limpia, es parte de nuestra imagen personal y habla mucho de nosotros.

Por esto, para muchas personas el rasurarse, más allá de simplemente ser parte de la rutina más del día, es todo un ritual que han aprendido a apreciar y perfeccionar.

Nada habla mejor de una afeitada perfecta que tener una buena navaja de afeitar.

Pero, al existir diversos tipos de navajas de afeitar, es necesario que conozcas sus cualidades para decidirte por alguna. Así que, comencemos con lo básico.

Tipos de navaja de afeitar y sus diferencias

Una navaja para afeitar es una navaja que posee un filo muy agudo fabricada de acero templado que sirve para afeitar la barba y demás vello facial; manejada de manera correcta sobre una cara húmeda y enjabonada.

Genera como resultado una piel libre de bello y muy suave y lisa.

Dentro del mundo de las navajas de afeitar existen 2 tipos:

Navaja de afeitar “tradicional”.

Esta es la navaja de afeitar tradicional que todo mundo conoce, por lo general está construida de 2 piezas, la navaja y el mango.

Dentro de las navajas de afeitar, la forma y los materiales con los que está hecha la navaja es como se clasifican o se pueden catalogar.

Es importante que conozcas, aunque sea de forma breve, las principales características de una navaja de afeitar tradicional.

Tipos de acero en las navajas para afeitar

Lo primero que distingue una navaja de afeitar es el material con el que está hecha.

Existen dos tipos principales de acero, el más común, es el acero de carbono.

Sus ventajas y desventajas serian:

  • Da un filo efectivo y agudo

  • Se llega a oxidar muy fácil

*OJO: Este oxidante se debe remover a través del tallado con una lija o un pulidor de metales.

Por otra parte se encuentran las de acero inoxidable.

Sus ventajas y desventajas contra la navaja de acero de carbono serian:

  • Conserva su filo por más tiempo

  • No genera óxido con facilidad

  • Es un material más difícil de afilar

Nota: Recuerda que es necesario darle mantenimiento constante y afilar tu navaja de afeitar para mantenerla en buen estado. Incluso, si inviertes en una buena navaja de afeitar y la mantienes en buen estado, es algo que puedes heredar a tus hijos, como antiguamente se hacía.

Además del acero en la que está construido, las navajas para afeitar se pueden catalogar por el tipo de punta (o acabado) que tienen

Tipos de puntas en las navajas para afeitar

  • Punta recta o cuadrada:

    El contorno de la punta baja en línea recta, de forma perpendicular al filo y termina en una punta afilada, la cual es muy eficaz para afeitar áreas estrechas y delinear la barba.

    Necesita más cuidado que las puntas redondas y francesas. Para los expertos son muy útiles.

  • Punta redonda:

    El contorno de la punta es semicircular y la punta que forma con el filo es menos afilada que otras además de más segura que la punta recta.

    Por eso son ideales para personas que no utilizan navajas de afeitar seguido. Sin embargo, este tipo de punta no ofrece los mismos cortes que la punta recta para delinear la barba.

  • Punta francesa:

    El contorno es parecido a la cuarta parte de una circunferencia, pero tiene una curva más filosa. La punta final que forma con el resto del filo es tan aguda como la punta recta, aunque quizá un poco menos precisa.

    La diferencia entre la punta francesa y la recta es solamente en apariencia.

  • Punta española:

    El contorno de la punta se curva ligeramente hacia adentro, o sea que hacia el resto del cuerpo de la navaja.

  • Muesca de barbero:

    Se caracteriza por un pequeño agujero colocado entre el lomo y el filo.

Navaja de afeitar libre o “Shavette”

Esta navaja de afeitar, a diferencia de la anterior, las hojas son desechables y fácilmente reemplazables.

Esta es quizás la opción más económica que existe para los que quieren obtener los beneficios de utilizar una navaja de afeitar sin tener que invertir mucho dinero.

Sin olvidar que es la navaja preferida en las barberías, debido a que es fácil de limpiar y puedes reemplazar las hojas en cada uso.

Definitivamente si quieres iniciarte en el rasurado con navaja de afeitar te recomendamos comenzar con una Shavette, sin embargo debes de tener en consideración lo siguiente:

  • Algunas personas que se afeitan regularmente con la navaja tradicional, mencionan que es más sencillo cortarse con la Shavette debido a que es más ligera. Por lo que es necesario tener mucho cuidado al manejarla.

  • Más adelante mencionaremos la importancia de utilizar productos pre-afeitado y jabones o cremas de afeitar. Al usar una Shavette, es realmente indispensable hacerlo pues protegerá tu piel y evitará la irritación.

  • No escatimes en el costo de las cuchillas. Por ahorrar unos centavos te será bastante contraproducente, utiliza solo cuchillas de calidad, esto te permitirá tener un mejor afeitado y reducir la irritación y problemas en tu piel.

  • Al inicio, mientras se acostumbra tu piel, intenta utilizar la navaja de afeitar tan sólo de manera ocasional. Lo mismo aplica para las personas de piel sensible. Si ya tienes experiencia y tu piel está acostumbrada, entonces es la herramienta ideal para el rasurado diario.

Hablemos de navajas

A pesar de que rasurarse puede ser considerado por algunos como una labor que te quita tiempo y bastante aburrida, especialmente si lo haces diario.

Es importante reconocer que una buena afeitada, ya sea un delineado de la barba adecuado o una cara limpia, es parte de nuestra imagen personal y habla mucho de nosotros.

Por esto, para muchas personas el rasurarse, más allá de simplemente ser parte de la rutina más del día, es todo un ritual que han aprendido a apreciar y perfeccionar.

Nada habla mejor de una afeitada perfecta que tener una buena navaja de afeitar.

Pero, al existir diversos tipos de navajas de afeitar, es necesario que conozcas sus cualidades para decidirte por alguna. Así que, comencemos con lo básico.

Tipos de navaja de afeitar y sus diferencias

Una navaja para afeitar es una navaja que posee un filo muy agudo fabricada de acero templado que sirve para afeitar la barba y demás vello facial; manejada de manera correcta sobre una cara húmeda y enjabonada.

Genera como resultado una piel libre de bello y muy suave y lisa.

Dentro del mundo de las navajas de afeitar existen 2 tipos:

Navaja de afeitar “tradicional”.

Esta es la navaja de afeitar tradicional que todo mundo conoce, por lo general está construida de 2 piezas, la navaja y el mango.

Dentro de las navajas de afeitar, la forma y los materiales con los que está hecha la navaja es como se clasifican o se pueden catalogar.

Es importante que conozcas, aunque sea de forma breve, las principales características de una navaja de afeitar tradicional.

Tipos de acero en las navajas para afeitar

Lo primero que distingue una navaja de afeitar es el material con el que está hecha.

Existen dos tipos principales de acero, el más común, es el acero de carbono.

Sus ventajas y desventajas serian:

  • Da un filo efectivo y agudo

  • Se llega a oxidar muy fácil

*OJO: Este oxidante se debe remover a través del tallado con una lija o un pulidor de metales.

Por otra parte se encuentran las de acero inoxidable.

Sus ventajas y desventajas contra la navaja de acero de carbono serian:

  • Conserva su filo por más tiempo

  • No genera óxido con facilidad

  • Es un material más difícil de afilar

Nota: Recuerda que es necesario darle mantenimiento constante y afilar tu navaja de afeitar para mantenerla en buen estado. Incluso, si inviertes en una buena navaja de afeitar y la mantienes en buen estado, es algo que puedes heredar a tus hijos, como antiguamente se hacía.

Además del acero en la que está construido, las navajas para afeitar se pueden catalogar por el tipo de punta (o acabado) que tienen

Tipos de puntas en las navajas para afeitar

  • Punta recta o cuadrada:

    El contorno de la punta baja en línea recta, de forma perpendicular al filo y termina en una punta afilada, la cual es muy eficaz para afeitar áreas estrechas y delinear la barba.

    Necesita más cuidado que las puntas redondas y francesas. Para los expertos son muy útiles.

  • Punta redonda:

    El contorno de la punta es semicircular y la punta que forma con el filo es menos afilada que otras además de más segura que la punta recta.

    Por eso son ideales para personas que no utilizan navajas de afeitar seguido. Sin embargo, este tipo de punta no ofrece los mismos cortes que la punta recta para delinear la barba.

  • Punta francesa:

    El contorno es parecido a la cuarta parte de una circunferencia, pero tiene una curva más filosa. La punta final que forma con el resto del filo es tan aguda como la punta recta, aunque quizá un poco menos precisa.

    La diferencia entre la punta francesa y la recta es solamente en apariencia.

  • Punta española:

    El contorno de la punta se curva ligeramente hacia adentro, o sea que hacia el resto del cuerpo de la navaja.

  • Muesca de barbero:

    Se caracteriza por un pequeño agujero colocado entre el lomo y el filo.

Navaja de afeitar libre o “Shavette”

Esta navaja de afeitar, a diferencia de la anterior, las hojas son desechables y fácilmente reemplazables.

Esta es quizás la opción más económica que existe para los que quieren obtener los beneficios de utilizar una navaja de afeitar sin tener que invertir mucho dinero.

Sin olvidar que es la navaja preferida en las barberías, debido a que es fácil de limpiar y puedes reemplazar las hojas en cada uso.

Definitivamente si quieres iniciarte en el rasurado con navaja de afeitar te recomendamos comenzar con una Shavette, sin embargo debes de tener en consideración lo siguiente:

  • Algunas personas que se afeitan regularmente con la navaja tradicional, mencionan que es más sencillo cortarse con la Shavette debido a que es más ligera. Por lo que es necesario tener mucho cuidado al manejarla.

  • Más adelante mencionaremos la importancia de utilizar productos pre-afeitado y jabones o cremas de afeitar. Al usar una Shavette, es realmente indispensable hacerlo pues protegerá tu piel y evitará la irritación.

  • No escatimes en el costo de las cuchillas. Por ahorrar unos centavos te será bastante contraproducente, utiliza solo cuchillas de calidad, esto te permitirá tener un mejor afeitado y reducir la irritación y problemas en tu piel.

  • Al inicio, mientras se acostumbra tu piel, intenta utilizar la navaja de afeitar tan sólo de manera ocasional. Lo mismo aplica para las personas de piel sensible. Si ya tienes experiencia y tu piel está acostumbrada, entonces es la herramienta ideal para el rasurado diario.

Cómo utilizar una navaja de afeitar

Una buena afeitada es aquella que permite eliminar el vello de tu piel evitando irritación y cortadas, por ello es indispensable que aprendas a utilizar una navaja de afeitar.

Normalmente existen 4 factores que influyen al momento de utilizar este tipo de herramientas.

  • El filo de la navaja:

Entre menos pasadas realices en tu piel, menor será la irritación.

Para lograr una buena rasurada al ras, es indispensable que tu navaja cuente con un buen filo. Ya sea utilizando una cuchilla nueva en tu Shavette o afilando tu navaja.

  • La protección:

 Qué tanto del filo está expuesto. Entre más filo esté expuesto tendrás que saber controlar mejor tu navaja de lo contrario es difícil de manipular en areas irregulares de la cara incrementando la posibilidad de cortarse.

  • El ángulo de corte:

 Las navajas de rasurar deben de manipularse en un cierto angulo que permita deslizar la navaja por el rostro sin mucho problema y a su vez logre cortar el vello de la manera más eficiente.

  • La fuerza ejercida sobre el filo:

Además del ángulo, la fuerza que ejerces en la navaja, determinará que tanto vello eliminas o si empiezas a cortar tu piel.

Normalmente, con los rastrillos o las maquinas de afeitar se tiene control del ángulo y la protección del filo, por ello son más sencillas de utilizar y lo prefieren algunas personas. Pero con las navajas de afeitar puedes cortarte fácilmente al poner mayor presión o utilizar un ángulo equivocado.

Para aprender a utilizar una navaja de afeitar te recomendamos seguir los siguientes consejos:

  • Ten mucho cuidado

    Recuerda que estas sujetando una navaja en tus manos, si no la manejas con cuidado puedes generarte cortadas.

    Siempre mantén la navaja alejada de tu cuerpo mientras no estas usándola, evitemos riesgos.

  • Sujétala firme

    Cuando estas por rasurarte lo mejor es que tengas bien sujetada la navaja, lo menos que quieres es que se mueva a un lugar que no quieres.

    Sujétala con tu dedo indice y dedo gordo de manera firme, con los dedos faltantes genera presión para darle mayor firmeza.

  • El angulo de corte

    Ahora que ya tienes la navaja bien sujetada es momento de proceder a rasurar el área deseada.

    Nunca vayas a acercar la navaja a tu cara en un grado de 90 y/o 180 grados, es decir, nunca debe de ir horizontal a tu cara.

    Sabiendo que un circulo tiene 360 grados, lo mejor es sujetarla lo mas cercano a los 270 grados que es la forma vertical de la navaja.

Ventajas y desventajas de las navajas de afeitar

Algo importante que debes considerar, es que si el tiempo y la paciencia no son lo tuyo, aunque debería, un afeitado con navaja toma más tiempo que con una máquina eléctrica, pero si te sirve como estímulo, el resultado que obtendrás de esta herramienta será excelente.

Existen diversos beneficios de usar una navaja de afeitar respecto a las máquinas. Por una parte a navaja hace un afeitado más suave y preciso, aunque es cierto que se debe manejar con precisión y bien afilada. Cuando la domines, los resultados serán muy vistosos.

La precisión que ofrece la navaja te permitirá trabajar en lugares difíciles de acceder para máquinas de afeitar. Además puede que con el afeitado desarrolles habilidades de paciencia y concentración.

Por si fuera poco, una navaja de afeitar representa una inversión, un ahorro importante de dinero. Si adquieres una navaja de muy buena calidad, te aseguramos que tendrá una larga vida útil y no necesitarás cambiarla en mucho tiempo.

A modo de resumen, estas son las ventajas y desventajas de las navajas de afeitar:

Ventajas de una navaja son las siguientes:

  • Afeitado a la medida. Ya sea al ras o para delinear.

  • Con el cuidado correcto, puede durarte toda la vida.

  • Ecológico.

  • Los repuestos para la Shavette, son mucho más baratos que los repuestos de rastrillos.

  • Afeitado placentero y desarrollo de habilidades.

  • Puedes marcar muy bien los detalles en la barba y jugar con los estilos.

Desventajas que nosotros observamos son:

  • Fácil de cortarte

  • Requiere de práctica para dominarla

  • Si es navaja tradicional, es necesario aprender a afilarla y manipularla.

Cómo utilizar una navaja de afeitar

Una buena afeitada es aquella que permite eliminar el vello de tu piel evitando irritación y cortadas, por ello es indispensable que aprendas a utilizar una navaja de afeitar.

Normalmente existen 4 factores que influyen al momento de utilizar este tipo de herramientas.

  • El filo de la navaja:

Entre menos pasadas realices en tu piel, menor será la irritación.

Para lograr una buena rasurada al ras, es indispensable que tu navaja cuente con un buen filo. Ya sea utilizando una cuchilla nueva en tu Shavette o afilando tu navaja.

  • La protección:

 Qué tanto del filo está expuesto. Entre más filo esté expuesto tendrás que saber controlar mejor tu navaja de lo contrario es difícil de manipular en areas irregulares de la cara incrementando la posibilidad de cortarse.

  • El ángulo de corte:

 Las navajas de rasurar deben de manipularse en un cierto angulo que permita deslizar la navaja por el rostro sin mucho problema y a su vez logre cortar el vello de la manera más eficiente.

  • La fuerza ejercida sobre el filo:

Además del ángulo, la fuerza que ejerces en la navaja, determinará que tanto vello eliminas o si empiezas a cortar tu piel.

Normalmente, con los rastrillos o las maquinas de afeitar se tiene control del ángulo y la protección del filo, por ello son más sencillas de utilizar y lo prefieren algunas personas. Pero con las navajas de afeitar puedes cortarte fácilmente al poner mayor presión o utilizar un ángulo equivocado.

Para aprender a utilizar una navaja de afeitar te recomendamos seguir los siguientes consejos:

  • Ten mucho cuidado

    Recuerda que estas sujetando una navaja en tus manos, si no la manejas con cuidado puedes generarte cortadas.

    Siempre mantén la navaja alejada de tu cuerpo mientras no estas usándola, evitemos riesgos.

  • Sujétala firme

    Cuando estas por rasurarte lo mejor es que tengas bien sujetada la navaja, lo menos que quieres es que se mueva a un lugar que no quieres.

    Sujétala con tu dedo indice y dedo gordo de manera firme, con los dedos faltantes genera presión para darle mayor firmeza.

  • El angulo de corte

    Ahora que ya tienes la navaja bien sujetada es momento de proceder a rasurar el área deseada.

    Nunca vayas a acercar la navaja a tu cara en un grado de 90 y/o 180 grados, es decir, nunca debe de ir horizontal a tu cara.

    Sabiendo que un circulo tiene 360 grados, lo mejor es sujetarla lo mas cercano a los 270 grados que es la forma vertical de la navaja.

Ventajas y desventajas de las navajas de afeitar

Algo importante que debes considerar, es que si el tiempo y la paciencia no son lo tuyo, aunque debería, un afeitado con navaja toma más tiempo que con una máquina eléctrica, pero si te sirve como estímulo, el resultado que obtendrás de esta herramienta será excelente.

Existen diversos beneficios de usar una navaja de afeitar respecto a las máquinas. Por una parte a navaja hace un afeitado más suave y preciso, aunque es cierto que se debe manejar con precisión y bien afilada. Cuando la domines, los resultados serán muy vistosos.

La precisión que ofrece la navaja te permitirá trabajar en lugares difíciles de acceder para máquinas de afeitar. Además puede que con el afeitado desarrolles habilidades de paciencia y concentración.

Por si fuera poco, una navaja de afeitar representa una inversión, un ahorro importante de dinero. Si adquieres una navaja de muy buena calidad, te aseguramos que tendrá una larga vida útil y no necesitarás cambiarla en mucho tiempo.

A modo de resumen, estas son las ventajas y desventajas de las navajas de afeitar:

Ventajas de una navaja son las siguientes:

  • Afeitado a la medida. Ya sea al ras o para delinear.

  • Con el cuidado correcto, puede durarte toda la vida.

  • Ecológico.

  • Los repuestos para la Shavette, son mucho más baratos que los repuestos de rastrillos.

  • Afeitado placentero y desarrollo de habilidades.

  • Puedes marcar muy bien los detalles en la barba y jugar con los estilos.

Desventajas que nosotros observamos son:

  • Fácil de cortarte

  • Requiere de práctica para dominarla

  • Si es navaja tradicional, es necesario aprender a afilarla y manipularla.

Elige una navaja de afeitar si:

  • Punto No 1 para elegir una navaja de afeitar

    • Si te rasuras de manera frecuente o para ti es importante siempre tener tu rostro sin barba alguna, rasúrate con navaja puede ayudarte.
    • Al rasurarte con navaja el rasurado es lo mas profundo posible, esto te ayudara a que no te tengas que rasurar con tanta frecuencia.
    • Una vez que agarres practica, el rasurarte con navaja puede llegar a ser mas rápido y mas sencillo que utilizar un rastrillo convencional.
  • Punto No 2 para elegir una navaja de afeitar

    • Si te gusta tener barba, pero te gusta también tenerla muy bien arreglada, una navaja puede ser útil.
    • Con una navaja podrás delinear todas estas partes de manera precisa y rápida.
    • Con una navaja es mucho más sencillo poder marcar la linea del cuello y la linea de los cachetes, una ves que lo hagas el trabajo es mucho más sencillo, solamente continua haciéndolo cada 3 – 4 días para verte increíble.

Elige una navaja de afeitar si:

  • Punto No 1 para elegir una navaja de afeitar

    • Si te rasuras de manera frecuente o para ti es importante siempre tener tu rostro sin barba alguna, rasúrate con navaja puede ayudarte.
    • Al rasurarte con navaja el rasurado es lo mas profundo posible, esto te ayudara a que no te tengas que rasurar con tanta frecuencia.
    • Una vez que agarres practica, el rasurarte con navaja puede llegar a ser mas rápido y mas sencillo que utilizar un rastrillo convencional.
  • Punto No 2 para elegir una navaja de afeitar

    • Si te gusta tener barba, pero te gusta también tenerla muy bien arreglada, una navaja puede ser útil.
    • Con una navaja podrás delinear todas estas partes de manera precisa y rápida.
    • Con una navaja es mucho más sencillo poder marcar la linea del cuello y la linea de los cachetes, una ves que lo hagas el trabajo es mucho más sencillo, solamente continua haciéndolo cada 3 – 4 días para verte increíble.

Hablemos rastrillos

Los rastrillos son dispositivos de rasurado mucho más simples que las navajas.

Estos no brindad casi ningún riesgo al usuario de ser cortado o sufrir algún tipo de daño.

Son herramientas rápidas de uso, solamente las pasas por tu rostro y remueve el vello que tengas en ella.

A diferencia de las navajas, los rastrillos no brindan un rasurada tan profundo

¿Cuál es la diferencia entre rastrillos desechables y los reutilizables?

Dentro del mercado se pueden encontrar dos tipos diferentes de rastrillos, los primeros son los rastrillos desechables y los segundos, los reutilizables.

Aunque ambos pueden ser producidos con los mismos materiales, unos están hechos para durar más que otros, por lo que los precios y calidad pueden estar relacionados directamente a esto.

Si bien ambos tipos de artículos pueden funcionar de manera adecuada o deseada, depende de ti como consumidor la utilidad máxima que se le pueda dar a cada uno de estos productos.

Hablemos rastrillos

Los rastrillos son dispositivos de rasurado mucho más simples que las navajas.

Estos no brindad casi ningún riesgo al usuario de ser cortado o sufrir algún tipo de daño.

Son herramientas rápidas de uso, solamente las pasas por tu rostro y remueve el vello que tengas en ella.

A diferencia de las navajas, los rastrillos no brindan un rasurada tan profundo

¿Cuál es la diferencia entre rastrillos desechables y los reutilizables?

Dentro del mercado se pueden encontrar dos tipos diferentes de rastrillos, los primeros son los rastrillos desechables y los segundos, los reutilizables.

Aunque ambos pueden ser producidos con los mismos materiales, unos están hechos para durar más que otros, por lo que los precios y calidad pueden estar relacionados directamente a esto.

Si bien ambos tipos de artículos pueden funcionar de manera adecuada o deseada, depende de ti como consumidor la utilidad máxima que se le pueda dar a cada uno de estos productos.

  • Rastrillo desechable

    Este tipo de utensilios se desechan al terminar la vida útil de sus navajas. Algunos de ellos cuentan con el sistema de cambio de cabezal, sin embargo, su diseño está pensado para durar poco. Suelen ser los menos ecológicos, y por su costo, los más demandados.

  • Rastrillo reutilizable

    Los rastrillos reutilizables dan la posibilidad de desechar únicamente los cartuchos, en los cuales se encuentran las pequeñas navajas, a través de las cuales se afeitará el vello. Aunque no dejan de ser contaminantes, su durabilidad suele ser mayor porque sólo una parte de ellos se cambia periódicamente.

  • Rastrillo desechable

    Este tipo de utensilios se desechan al terminar la vida útil de sus navajas. Algunos de ellos cuentan con el sistema de cambio de cabezal, sin embargo, su diseño está pensado para durar poco. Suelen ser los menos ecológicos, y por su costo, los más demandados.

  • Rastrillo reutilizable

    Los rastrillos reutilizables dan la posibilidad de desechar únicamente los cartuchos, en los cuales se encuentran las pequeñas navajas, a través de las cuales se afeitará el vello. Aunque no dejan de ser contaminantes, su durabilidad suele ser mayor porque sólo una parte de ellos se cambia periódicamente.

¿Cómo debes rasurarte con rastrillo?

Pensemos en movimientos cortos. El rastrillo debe moverse en la superficie de la piel, no apliques demasiada fuerza para así evitar cortadas.

Si bien existe el mito de rasurar en sentido del crecimiento del vello, es cuestión de que encuentres la manera que mejor te acomoda.

Una vez que hayas dominado la manera en la que usas el rastrillo podrás empezar a cortar en sentido opuesto para lograr un resultado más al ras. Importante.

*Nota: nunca talles tu cara luego de rasurarte, utiliza una toalla para limpiar los excesos de crema de afeitar con movimientos suaves y deja que tu piel respire antes de aplicar cualquier producto.

¿Qué es lo que debes hacer después de rasurarte con rastrillo?

Para el correcto cuidado de tu rastrillo, debes enjuagarlo después de cada uso, con esto prolongarás la vida de tu rastrillo y evitarás el desgaste en las navajas.

Sécalo bien, luego de haberlo limpiado, así evitarás lastimar tu piel y provocar cortaduras en la próxima sesión.

*Nota muy importante: Jamás compartas tu rastrillo.

Ventajas y desventajas de usar rastrillo

Aunque los rastrillos es quizás la herramienta para rasurarse más común y usada de todas, existen algunos pros y contras que es necesario considerar.

Las ventajas de usar rastrillo son:

  • Afeitan el vello de manera rápida y efectiva

  • Existen rastrillos reutilizables.

  • Cuentan con bandas de lubricación.

  • La cantidad de navajas se puede adaptar.

  • Los precios suelen ser bastante accesibles.

Las desventajas de utilizar rastrillo son:

  • Un rastrillo no adecuado puede dañar la piel

  • Los rastrillos desechables contaminan el medio ambiente

  • Las bandas lubricantes se desgastan rápidamente

  • Una mala elección de cantidad de navajas puede ser contraproducente

  • Los rastrillos de mayor calidad suelen ser más costosos.

¿Cómo debes rasurarte con rastrillo?

Pensemos en movimientos cortos. El rastrillo debe moverse en la superficie de la piel, no apliques demasiada fuerza para así evitar cortadas.

Si bien existe el mito de rasurar en sentido del crecimiento del vello, es cuestión de que encuentres la manera que mejor te acomoda.

Una vez que hayas dominado la manera en la que usas el rastrillo podrás empezar a cortar en sentido opuesto para lograr un resultado más al ras. Importante.

*Nota: nunca talles tu cara luego de rasurarte, utiliza una toalla para limpiar los excesos de crema de afeitar con movimientos suaves y deja que tu piel respire antes de aplicar cualquier producto.

¿Qué es lo que debes hacer después de rasurarte con rastrillo?

Para el correcto cuidado de tu rastrillo, debes enjuagarlo después de cada uso, con esto prolongarás la vida de tu rastrillo y evitarás el desgaste en las navajas.

Sécalo bien, luego de haberlo limpiado, así evitarás lastimar tu piel y provocar cortaduras en la próxima sesión.

*Nota muy importante: Jamás compartas tu rastrillo.

Ventajas y desventajas de usar rastrillo

Aunque los rastrillos es quizás la herramienta para rasurarse más común y usada de todas, existen algunos pros y contras que es necesario considerar.

Las ventajas de usar rastrillo son:

  • Afeitan el vello de manera rápida y efectiva

  • Existen rastrillos reutilizables.

  • Cuentan con bandas de lubricación.

  • La cantidad de navajas se puede adaptar.

  • Los precios suelen ser bastante accesibles.

Las desventajas de utilizar rastrillo son:

  • Un rastrillo no adecuado puede dañar la piel

  • Los rastrillos desechables contaminan el medio ambiente

  • Las bandas lubricantes se desgastan rápidamente

  • Una mala elección de cantidad de navajas puede ser contraproducente

  • Los rastrillos de mayor calidad suelen ser más costosos.

Rastrillos recomendadas

Rastrillo de 6 navajas el rey Premium

Un rastrillo con las características ideales para ofrecerte un rasurado perfecto. Trimmer para llegar a cada lugar de tu cara, un mango de agarre firme para evitar deslices no deseados y 6 navajas para los mejores resultados posibles. El primero con estas características únicas que harán tus mañanas mejores.

Características:

  • El primer rastrillo con 6 navajas que te cuidan la piel a la perfección
  • Sistema de acoplamiento patentado, para un rápido y firme intercambio de cartuchos
  • Trimmer / Recortador incluido en cada cartucho para llegar a los espacios más complicados como debajo de la nariz
  • Banda con lubricación en cada cartucho Vitamina E, Aloe y Lavanda que hidratan y cuidan la piel
  •   Aloe Vera: Hidrata y alivia la piel sensible
  •   Vitamina E: Proporciona beneficios antienvejecimiento y antioxidantes
  •   Aceite de lavanda: Rejuvenece el colágeno para revelar la piel más joven
  • Construcción del cartucho de una sola pieza que la vuelve más higiénico y con esto duran más y tienes mayores ahorros
  • Mango ergonómico con aluminio y plástico, para un agarre perfecto
Da clic aquí para ver precios y opciones disponibles

Hablemos de máquinas de rasurar

Cuando buscamos una máquina de rasurar, pensamos en tiempo y comodidad, ya que un rasurado con una máquina eléctrica brinda estas características sin problemas.

A diferencia del rastrillo o de la navaja, la máquina de rasurar permite que podamos contar con el recurso de un afeitado en seco. Es la favorita de quienes tienen la piel sensible.

No es tan eficaz como las cuchillas o la navaja y requiere la piel seca para su correcto funcionamiento.

No se recomienda para barbas tipo crespo, y si tienes un vello fuerte, es aconsejable utilizar las de cabezales giratorios, que aportan un ligero y suave masaje en la piel y los músculos, para facilitar el afeitado correcto. Para barbas finas es aconsejable utilizar las afeitadoras de láminas, pues son más manejables y delicadas. Te explicaremos un poco más de las virtudes de las máquinas de rasurar, hablando precisamente de dos ejemplos y desarrollándolos

¿Qué máquina para rasurar debería elegir?

Hablemos de máquinas de rasurar

Cuando buscamos una máquina de rasurar, pensamos en tiempo y comodidad, ya que un rasurado con una máquina eléctrica brinda estas características sin problemas.

A diferencia del rastrillo o de la navaja, la máquina de rasurar permite que podamos contar con el recurso de un afeitado en seco. Es la favorita de quienes tienen la piel sensible.

No es tan eficaz como las cuchillas o la navaja y requiere la piel seca para su correcto funcionamiento.

No se recomienda para barbas tipo crespo, y si tienes un vello fuerte, es aconsejable utilizar las de cabezales giratorios, que aportan un ligero y suave masaje en la piel y los músculos, para facilitar el afeitado correcto. Para barbas finas es aconsejable utilizar las afeitadoras de láminas, pues son más manejables y delicadas. Te explicaremos un poco más de las virtudes de las máquinas de rasurar, hablando precisamente de dos ejemplos y desarrollándolos

¿Qué máquina para rasurar debería elegir?

Maquina de rasurar – Philips MG7730/15

Nuestra primera recomendación es la Philips MG7730/15, que cuenta con autonomía propia y con el respaldo de Philips, una de las marcas más reconocidas en el mundo de las máquinas para rasurar, es por esto que su modelo Philips MG7730/15 representa uno de los más fundamentales si estás en busca de una herramienta para el aseo personal y el cuidado de tu rostro.

Esta máquina cuenta con una precisión muy alta, lo que te permitirá modelar, recortar y limpiar tu barba, generando un acabado profesional en muy poco tiempo.

Una de las características más interesantes de este modelo, son sus múltiples cabezales intercambiables, los cuales te dan un amplio espectro de selección al momento de seleccionar tu estilo.

Es una de las afeitadoras de barba más versátiles del mercado, contando con 16 formas diferentes de operar con sus 16 accesorios que te permiten intercambiarlos para destinar al uso de la cara, cabello y cuerpo.

Podrás reducir el tiempo empleado para el afeitado y garantizarás una afeitada precisa, sin ningún tipo de contra tiempos.

No requiere de cable para su utilización, lo que ofrece una mejor maniobrabilidad, y comodidad. Sus dimensiones son discretas, ya que alcanza una longitud máxima de hasta 16 cm.

Maquina de rasurar – Braun BT 5030

Nuestra segunda recomendación es la Braun BT 5030, ya que puedes hacer cortes y darle el estilo ideal a tu barba porque permite realizar ajustes precisos de forma manual, resultando agradable al tacto.

Posee un peine con diferentes ajustes, que se pueden graduar con intervalos de 0.5 milímetros. Sus cuchillas son realmente afiladas, de acero inoxidable y de larga duración, lo que te permitirá conseguir un corte preciso, rápido y limpio.

Su rango de ajustes te ofrece 20 posibilidades de selección de longitud, diseñada para los diferentes usuarios, los cuales podrán darle múltiples estilos a su barba, saliendo de los esquemas monótonos y convencionales.

Su batería es de alta potencia y ofrece un rendimiento que garantiza una autonomía de hasta 50 minutos de uso continuo sin necesidad de carga.

Puedes utilizar la afeitadora de barba Braun BT 5030 en húmedo o al seco, ya que se puede limpiar haciendo uso únicamente de agua.

Ventajas y desventajas de la máquina de rasurar

Ventajas de la máquina de rasurar:

  • Conveniencia y velocidad.
  • Comodidad y menos riesgos de cortes.

  • Es mejor en el afeitado en seco.

  • Son fáciles de transportar y de limpiar.

Desventajas de la máquina de rasurar:

  • No ofrecen un afeitado depurado.
  • Toma tiempo para que la piel se adapte a la máquina.

  • Es más fácil provocar vellos enterrados.

Elige una maquina de rasurar si:

  • Si buscas un rasurado rápido y sencillo.

  • Si cuentas con una barba y lo que buscas es darle forma y no dejarla crecer de sobremanera.

  • Si no te interesa tener un rasurado profundo y te gusta la sensación de una sombra, barba muy corta.

Ventajas y desventajas de la máquina de rasurar

Ventajas de la máquina de rasurar:

  • Conveniencia y velocidad.
  • Comodidad y menos riesgos de cortes.

  • Es mejor en el afeitado en seco.

  • Son fáciles de transportar y de limpiar.

Desventajas de la máquina de rasurar:

  • No ofrecen un afeitado depurado.
  • Toma tiempo para que la piel se adapte a la máquina.

  • Es más fácil provocar vellos enterrados.

Elige una maquina de rasurar si:

  • Si buscas un rasurado rápido y sencillo.

  • Si cuentas con una barba y lo que buscas es darle forma y no dejarla crecer de sobremanera.

  • Si no te interesa tener un rasurado profundo y te gusta la sensación de una sombra, barba muy corta.

Ritual para antes de comenzar a rasurarte

Ahora que contamos con las herramientas necesarias para rasurarnos, es momento de preparar nuestro rostro y nuestra piel, por lo que te proporcionamos algunos consejos para antes de rasurarte.

  • Deja que tu piel despierte.

    Si te afeitas a primera hora, tu piel aún permanece hinchada y adormilada. Date 10 minutos mientras desayunas y así tendrás la piel preparada para un buen afeitado.

  • Una correcta limpieza previa.

    Limpia primero tu piel con agua fría y jabón, que contribuye a activarla. Si te lavas con agua caliente la piel quedará excesivamente seca y facilitas su irritación y pequeños cortes.

  • Comprueba el estado de tus cuchillas.

    Si te afeitas todos los días, es recomendable cambiar el cabezal una vez a la semana, especialmente si tienes la barba dura. Imprescindible para prevenir rojeces, cortes e irritaciones en la piel.

Preparando tu piel para un afeitado

Antes de que la navaja, el rastrillo o la máquina toquen tu piel, deberás prepararla adecuadamente. Al preparar su piel, el objetivo es suavizar y abrir los poros. Esto facilitará todo el trabajo posterior y puedes conseguirlo de las siguientes formas:

  • Ducha caliente: más conveniente ya que la mayoría de las personas combinan afeitarse y ducharse.
  • Remojo de 30 segundos: sumergir la cara en un fregadero lleno de agua caliente es el método más rápido pero menos suficiente.
  • Toalla caliente: el método más tradicional es aplicar una toalla caliente húmeda en la cara, lo que suaviza el bigote.

Si no preparas tu piel de esta forma, afeitarse será un proceso mucho más difícil pudiendo causar irritación.

Algunas consideraciones:

  • El peor error es rasurarte con prisa. Lo más recomendable es tomarte el tiempo que necesitas e incluirlo en tu ritual diario.
  • Empieza a rasurar con el poro abierto. Cuando te estés bañando, cuando acabes de salir de bañarte o cuando estés en el vapor es cuando los poros están abiertos. Así́ al pasar la navaja será́ mucho más rápido, fácil y no irritará tu piel.
  • Usa un aceite pre-shave para facilitar el paso de la navaja, mantener caliente la piel y el poro abierto. Después del aceite se usa la crema o el jabón de afeitar, eso ya depende de tu gusto personal.

Ritual para antes de comenzar a rasurarte

Ahora que contamos con las herramientas necesarias para rasurarnos, es momento de preparar nuestro rostro y nuestra piel, por lo que te proporcionamos algunos consejos para antes de rasurarte.

  • Deja que tu piel despierte.

    Si te afeitas a primera hora, tu piel aún permanece hinchada y adormilada. Date 10 minutos mientras desayunas y así tendrás la piel preparada para un buen afeitado.

  • Una correcta limpieza previa.

    Limpia primero tu piel con agua fría y jabón, que contribuye a activarla. Si te lavas con agua caliente la piel quedará excesivamente seca y facilitas su irritación y pequeños cortes.

  • Comprueba el estado de tus cuchillas.

    Si te afeitas todos los días, es recomendable cambiar el cabezal una vez a la semana, especialmente si tienes la barba dura. Imprescindible para prevenir rojeces, cortes e irritaciones en la piel.

Preparando tu piel para un afeitado

Antes de que la navaja, el rastrillo o la máquina toquen tu piel, deberás prepararla adecuadamente. Al preparar su piel, el objetivo es suavizar y abrir los poros. Esto facilitará todo el trabajo posterior y puedes conseguirlo de las siguientes formas:

  • Ducha caliente: más conveniente ya que la mayoría de las personas combinan afeitarse y ducharse.
  • Remojo de 30 segundos: sumergir la cara en un fregadero lleno de agua caliente es el método más rápido pero menos suficiente.
  • Toalla caliente: el método más tradicional es aplicar una toalla caliente húmeda en la cara, lo que suaviza el bigote.

Si no preparas tu piel de esta forma, afeitarse será un proceso mucho más difícil pudiendo causar irritación.

Algunas consideraciones:

  • El peor error es rasurarte con prisa. Lo más recomendable es tomarte el tiempo que necesitas e incluirlo en tu ritual diario.
  • Empieza a rasurar con el poro abierto. Cuando te estés bañando, cuando acabes de salir de bañarte o cuando estés en el vapor es cuando los poros están abiertos. Así́ al pasar la navaja será́ mucho más rápido, fácil y no irritará tu piel.
  • Usa un aceite pre-shave para facilitar el paso de la navaja, mantener caliente la piel y el poro abierto. Después del aceite se usa la crema o el jabón de afeitar, eso ya depende de tu gusto personal.

¿Qué es mejor,  rasurarse con espuma o con gel? 

Contrario a lo que podamos imaginar, según  diversos estudios,  el  mexicano  se  caracteriza  por tener una piel  sensible  o  inclusive  extra sensible,  debido  a  condiciones  a  las  que  se  enfrentan  día  con  día  por lo  que  lo  más  importante  es  encontrar  un  producto  que  se  ajuste  en  base  al  tipo  de  piel  y  la elección  del  mejor  sistema  de  preparación  para  el  rasurado  va  ligado  completamente  al  usuario  y sus  condiciones  personales.

 

La espuma de afeitar es la aliada perfecta para aquellos hombres a los que el vello facial les tarda más en salir y también para aquellos a los que la barba les crece poco o muy poco. Si lo que estás buscando es un mayor apurado en tu afeitado, opta también por la espuma de afeitar.

El afeitado será más cómodo si la espuma de afeitar se emplea junto a una brocha que, además de ayudar a esparcir el producto por el rostro de manera eficaz, se introduce entre la barba para entrar en contacto directo con la piel del hombre al tiempo que, debido a su poder emoliente, ablanda el vello facial para que el afeitado sea más fácil.

La utilización de la brocha también contribuye al aumento de la vida de las hojas de la cuchilla de afeitar, ante las que el vello reblandecido opone mucha menos resistencia. Es importante dejar actuar a la espuma alrededor de tres minutos antes de afeitarse para que el resultado del afeitado sea mucho más preciso.

El gel de afeitar resulta ideal para hombres que portan barbas espesas y a los que el vello facial les crece rápidamente. Cuando se utiliza gel de afeitar no es necesario el uso de brocha, pues el propio gel actúa como lubricante y favorece que el vello facial se vaya ablandando, permitiendo así un rasurado mucho más cómodo y sencillo. Los geles de afeitar son idóneos para hombres que tienen pieles secas o sensibles porque entre los ingredientes que contienen destacan los activos que ayudan a evitar la irritación de la dermis.

En el caso de los hombres que tienen la piel sensible es importante optar por geles de afeitar que no contengan alcohol para evitar que la piel se resienta y sufra más de la cuenta. El gel de afeitar funciona muy bien cuando se emplea como compañero de la maquinilla eléctrica, pues favorece su deslizamiento y minimiza el riesgo de irritación en la piel.

El rasurado también depende mucho, más allá del tipo de barba, del tipo de piel con el que cuentas, por eso te dejamos algunos consejos dependiendo de cuál sea tu caso:

  • Piel mixta: la piel mixta o normal permite la utilización de cuchillas de afeitar o maquinillas manuales para lograr un mejor apurado. Este tipo de piel es capaz de sobrellevar mejor que otras la acción de las cuchillas sobre la piel.
  • Piel sensible: la piel sensible suele tener tendencia a irritarse con el afeitado. Es un tipo de piel que no soporta tan bien como otras esta práctica tan abusiva sobre la dermis masculina, por lo que es conveniente el uso de maquinillas eléctricas y la aplicación de bálsamos calmantes. La piel sensible agradecerá el uso de productos para el afeitado que no contengan alcohol.
  • Piel con tendencia acneica: el vello encarnado es frecuente en las pieles con tendencia acneica. Se trata de un tipo de piel que puede verse especialmente afectada con el uso de maquinillas manuales o cuchillas de afeitar, pues pueden erosionar algún granito y provocar una infección. En este caso es aconsejable la utilización de maquinillas eléctricas y productos que consigan estimular la salida del pelo para evitar la encarnación del vello.

¿Qué es mejor,  rasurarse con espuma o con gel? 

Contrario a lo que podamos imaginar, según  diversos estudios,  el  mexicano  se  caracteriza  por tener una piel  sensible  o  inclusive  extra sensible,  debido  a  condiciones  a  las  que  se  enfrentan  día  con  día  por lo  que  lo  más  importante  es  encontrar  un  producto  que  se  ajuste  en  base  al  tipo  de  piel  y  la elección  del  mejor  sistema  de  preparación  para  el  rasurado  va  ligado  completamente  al  usuario  y sus  condiciones  personales.

 

La espuma de afeitar es la aliada perfecta para aquellos hombres a los que el vello facial les tarda más en salir y también para aquellos a los que la barba les crece poco o muy poco. Si lo que estás buscando es un mayor apurado en tu afeitado, opta también por la espuma de afeitar.

El afeitado será más cómodo si la espuma de afeitar se emplea junto a una brocha que, además de ayudar a esparcir el producto por el rostro de manera eficaz, se introduce entre la barba para entrar en contacto directo con la piel del hombre al tiempo que, debido a su poder emoliente, ablanda el vello facial para que el afeitado sea más fácil.

La utilización de la brocha también contribuye al aumento de la vida de las hojas de la cuchilla de afeitar, ante las que el vello reblandecido opone mucha menos resistencia. Es importante dejar actuar a la espuma alrededor de tres minutos antes de afeitarse para que el resultado del afeitado sea mucho más preciso.

El gel de afeitar resulta ideal para hombres que portan barbas espesas y a los que el vello facial les crece rápidamente. Cuando se utiliza gel de afeitar no es necesario el uso de brocha, pues el propio gel actúa como lubricante y favorece que el vello facial se vaya ablandando, permitiendo así un rasurado mucho más cómodo y sencillo. Los geles de afeitar son idóneos para hombres que tienen pieles secas o sensibles porque entre los ingredientes que contienen destacan los activos que ayudan a evitar la irritación de la dermis.

En el caso de los hombres que tienen la piel sensible es importante optar por geles de afeitar que no contengan alcohol para evitar que la piel se resienta y sufra más de la cuenta. El gel de afeitar funciona muy bien cuando se emplea como compañero de la maquinilla eléctrica, pues favorece su deslizamiento y minimiza el riesgo de irritación en la piel.

El rasurado también depende mucho, más allá del tipo de barba, del tipo de piel con el que cuentas, por eso te dejamos algunos consejos dependiendo de cuál sea tu caso:

  • Piel mixta: la piel mixta o normal permite la utilización de cuchillas de afeitar o maquinillas manuales para lograr un mejor apurado. Este tipo de piel es capaz de sobrellevar mejor que otras la acción de las cuchillas sobre la piel.
  • Piel sensible: la piel sensible suele tener tendencia a irritarse con el afeitado. Es un tipo de piel que no soporta tan bien como otras esta práctica tan abusiva sobre la dermis masculina, por lo que es conveniente el uso de maquinillas eléctricas y la aplicación de bálsamos calmantes. La piel sensible agradecerá el uso de productos para el afeitado que no contengan alcohol.
  • Piel con tendencia acneica: el vello encarnado es frecuente en las pieles con tendencia acneica. Se trata de un tipo de piel que puede verse especialmente afectada con el uso de maquinillas manuales o cuchillas de afeitar, pues pueden erosionar algún granito y provocar una infección. En este caso es aconsejable la utilización de maquinillas eléctricas y productos que consigan estimular la salida del pelo para evitar la encarnación del vello.

La rutina ideal de rasurado

  • Aplicación del producto

    Después de que ya te has preparado, aplica la espuma, gel, crema, espuma o jabón de afeitar. Una buena espuma generosa distribuirá el producto de afeitado de manera uniforme y el paso de la afeitadora se realizará en las mejores condiciones. En lugar de aplicarlos con los dedos, recomendamos usar una brocha para brindarle a su piel un cuidado refinado. Las fibras transforman el gel en una espuma ligera y también exfolian la piel. Los pelos firmes de la brocha penetran en tu barba para limpiar los poros de impurezas y eliminar las células muertas.

  • Sigue la dirección del vello facial

    Cuando llegue el momento de afeitarse, coloca tus cuchillas de afeitar en la dirección del crecimiento del pelo. Además de permitir un afeitado más cómodo, limita la irritación, dejando la piel suave, sedosa y sin marcas. Este gesto también se recomienda especialmente para pieles sensibles. El crecimiento del cabello es único en cada hombre, y conocer cada centímetro cuadrado de tu rostro te garantizará una experiencia mucho más agradable. Si puedes, antes de comenzar a afeitarte, tómate un momento para tocar suavemente tu barba. Observa cómo sus dedos encuentran resistencia cuando va en la dirección opuesta del cabello y cómo se suaviza tu barba cuando vas en la dirección del cabello.

  • Hidrata

    Una vez que estés satisfecho con tu afeitado, termina aclarando con agua fría. Además de darte un impulso para comenzar el día, el agua helada ayuda a cerrar los poros y, por lo tanto, los protege de la contaminación diaria. Seque con un guante o una toalla limpia y termine su rutina aplicando una buena cantidad de aftershave del tamaño de una moneda en tu piel recién afeitada. Esto evitará la irritación por el paso de la maquinilla de afeitar. La mayoría de los aftershave que encontrarás en el mercado contiene un elevado índice de alcohol, que reseca tu piel, afecta a su barrera protectora natural y puede generar irritaciones. Sustitúyelos por una buena loción hidratante que restituya la barrera protectora de tu piel, o por un gel de aloe vera, especialmente si tienes la piel sensible. Te ayudará a calmar e hidratar la piel y reducir a su vez la irritación.

8 errores que cometemos al rasurarnos

  • #1: Si no sale ese vello rebelde, presiono.

    No. Es probable que con esa presión excesiva consigas sacar el vello rebelde, pero también es probable que te pases el resto de la semana con un sarpullido rojo de los que pican. Antes que presionar, es mejor aplicar agua caliente en la zona, poner espuma de nuevo y dar otra pasada con calma. Quizás el filo está gastado y haya que cambiar de hoja; o tal vez la espuma no ha actuado aún y los poros tienen que abrirse. Sea cual sea el motivo, recuerda que presionar nunca es una opción.

  • #2: Me seco la cara frotándome con la toalla

    Después de haber cumplido con todos los pasos del afeitado a la perfección, puedes fastidiarla en la despedida y cierre con algo aparentemente tan sencillo como secarte la cara mal con la toalla. Debes tener en cuenta que acabas de pasar por tu rostro una cuchilla afilada, y aún tienes altas probabilidades de irritación, así que frotarse ahora de arriba abajo con una toalla no parece lo más conveniente. “Hay que secarse con cuidado, no conviene agredir la cara”, comenta Roberto: “Lo ideal es dar golpecitos en la zona afeitada con la toalla, suaves, como los que se daban los aristócratas para limpiarse el sudor”. Otra cosa muy importante es lavar de vez en cuando la toalla. Si ha perdido todo su olor a Mimosín, le toca visitar la lavadora.

  • #3 Rasurarme a contrapelo

    Si una zona se te ha rebelado, consigues mucho más estirando la piel que pasando 20 veces por ella con la cuchilla. En realidad, así sólo consigues irritarla. Siempre hay que mover la cuchilla en la dirección en la que crece la barba. Si pasas la cuchilla en la dirección contraria, la cuchilla va mucho más rápido y apuras más.

  • #4: Me miro en un espejo frontal

    Sabemos que Lo normal es realizar el afeitado frente a un espejo anclado en la pared del cuarto de baño, pero esos no tienen tres dimensiones y tu cara sí. Para conseguir ver todos los rincones de tu rostro conviene utilizar un espejo con brazo, que se mueve y le puedes dar la vuelta. Así consigues ver todas las áreas de tu cara, ya que hay puntos que son ciegos.

  • #5: Me igualo las patillas mirando un cachete y luego el otro

    Lo primero que tienes que hacer para conseguir que las patillas te queden a la misma altura es no fiarte de tu cara. Sobre todo, desconfía de la altura de las orejas, que es lo que habitualmente se utiliza como referencia visual a la hora de darles forma. Hay que dibujar una línea imaginaria desde la nariz y calcular a partir de ahí. También se puede probar colocando los dedos en la zona de corte desde la altura de la oreja, pero como no somos simétricos, suele haber fallos. Es importante no juzgar la altura a simple vista, y hacerse una especie de estudio personal de tus dimensiones. Es difícil no errar, pero con la práctica y probando diferentes alturas puedes llegar a conseguir unas patillas perfectas.

  • #6: Rasurar también los granos

    Lo más importante es ser excesivamente cuidadoso con el afeitado en esa zona, y evitar pasar la cuchilla por donde se tiene una herida, para que no se infecte. También es importante tener curitas a la mano, por si acaso.

  • #7: Muevo la máquina de rasurar como si fuera una cuchilla

    Mejor es manejarla en círculos, haciendo pequeñas circunferencias por la cara. Así es como corta, se nota en el sonido”. Lo de hacerlo de arriba a abajo, como brochazos, sólo tiene sentido al final, para repasar. Los movimientos circulares serán tu mejor opción.

  • #8 Rasurarse todos los días

     El nivel de irritación es mayor para alguien que se afeita a diario, pero si tienes que hacerlo porque así te lo exige tu estilo de vida, hay que hacer descansos entre afeitado y afeitado, y pasar la cuchilla siempre a favor del vello. No olvides la importancia de utilizar crema hidratante a diario, el mejor modo de evitar enrojecimientos futuros cuando la piel no esté tan a favor.

La rutina ideal de rasurado

  • Aplicación del producto

    Después de que ya te has preparado, aplica la espuma, gel, crema, espuma o jabón de afeitar. Una buena espuma generosa distribuirá el producto de afeitado de manera uniforme y el paso de la afeitadora se realizará en las mejores condiciones. En lugar de aplicarlos con los dedos, recomendamos usar una brocha para brindarle a su piel un cuidado refinado. Las fibras transforman el gel en una espuma ligera y también exfolian la piel. Los pelos firmes de la brocha penetran en tu barba para limpiar los poros de impurezas y eliminar las células muertas.

  • Sigue la dirección del vello facial

    Cuando llegue el momento de afeitarse, coloca tus cuchillas de afeitar en la dirección del crecimiento del pelo. Además de permitir un afeitado más cómodo, limita la irritación, dejando la piel suave, sedosa y sin marcas. Este gesto también se recomienda especialmente para pieles sensibles. El crecimiento del cabello es único en cada hombre, y conocer cada centímetro cuadrado de tu rostro te garantizará una experiencia mucho más agradable. Si puedes, antes de comenzar a afeitarte, tómate un momento para tocar suavemente tu barba. Observa cómo sus dedos encuentran resistencia cuando va en la dirección opuesta del cabello y cómo se suaviza tu barba cuando vas en la dirección del cabello.

  • Hidrata

    Una vez que estés satisfecho con tu afeitado, termina aclarando con agua fría. Además de darte un impulso para comenzar el día, el agua helada ayuda a cerrar los poros y, por lo tanto, los protege de la contaminación diaria. Seque con un guante o una toalla limpia y termine su rutina aplicando una buena cantidad de aftershave del tamaño de una moneda en tu piel recién afeitada. Esto evitará la irritación por el paso de la maquinilla de afeitar. La mayoría de los aftershave que encontrarás en el mercado contiene un elevado índice de alcohol, que reseca tu piel, afecta a su barrera protectora natural y puede generar irritaciones. Sustitúyelos por una buena loción hidratante que restituya la barrera protectora de tu piel, o por un gel de aloe vera, especialmente si tienes la piel sensible. Te ayudará a calmar e hidratar la piel y reducir a su vez la irritación.

8 errores que cometemos al rasurarnos

  • #1: Si no sale ese vello rebelde, presiono.

    No. Es probable que con esa presión excesiva consigas sacar el vello rebelde, pero también es probable que te pases el resto de la semana con un sarpullido rojo de los que pican. Antes que presionar, es mejor aplicar agua caliente en la zona, poner espuma de nuevo y dar otra pasada con calma. Quizás el filo está gastado y haya que cambiar de hoja; o tal vez la espuma no ha actuado aún y los poros tienen que abrirse. Sea cual sea el motivo, recuerda que presionar nunca es una opción.

  • #2: Me seco la cara frotándome con la toalla

    Después de haber cumplido con todos los pasos del afeitado a la perfección, puedes fastidiarla en la despedida y cierre con algo aparentemente tan sencillo como secarte la cara mal con la toalla. Debes tener en cuenta que acabas de pasar por tu rostro una cuchilla afilada, y aún tienes altas probabilidades de irritación, así que frotarse ahora de arriba abajo con una toalla no parece lo más conveniente. “Hay que secarse con cuidado, no conviene agredir la cara”, comenta Roberto: “Lo ideal es dar golpecitos en la zona afeitada con la toalla, suaves, como los que se daban los aristócratas para limpiarse el sudor”. Otra cosa muy importante es lavar de vez en cuando la toalla. Si ha perdido todo su olor a Mimosín, le toca visitar la lavadora.

  • #3 Rasurarme a contrapelo

    Si una zona se te ha rebelado, consigues mucho más estirando la piel que pasando 20 veces por ella con la cuchilla. En realidad, así sólo consigues irritarla. Siempre hay que mover la cuchilla en la dirección en la que crece la barba. Si pasas la cuchilla en la dirección contraria, la cuchilla va mucho más rápido y apuras más.

  • #4: Me miro en un espejo frontal

    Sabemos que Lo normal es realizar el afeitado frente a un espejo anclado en la pared del cuarto de baño, pero esos no tienen tres dimensiones y tu cara sí. Para conseguir ver todos los rincones de tu rostro conviene utilizar un espejo con brazo, que se mueve y le puedes dar la vuelta. Así consigues ver todas las áreas de tu cara, ya que hay puntos que son ciegos.

  • #5: Me igualo las patillas mirando un cachete y luego el otro

    Lo primero que tienes que hacer para conseguir que las patillas te queden a la misma altura es no fiarte de tu cara. Sobre todo, desconfía de la altura de las orejas, que es lo que habitualmente se utiliza como referencia visual a la hora de darles forma. Hay que dibujar una línea imaginaria desde la nariz y calcular a partir de ahí. También se puede probar colocando los dedos en la zona de corte desde la altura de la oreja, pero como no somos simétricos, suele haber fallos. Es importante no juzgar la altura a simple vista, y hacerse una especie de estudio personal de tus dimensiones. Es difícil no errar, pero con la práctica y probando diferentes alturas puedes llegar a conseguir unas patillas perfectas.

  • #6: Rasurar también los granos

    Lo más importante es ser excesivamente cuidadoso con el afeitado en esa zona, y evitar pasar la cuchilla por donde se tiene una herida, para que no se infecte. También es importante tener curitas a la mano, por si acaso.

  • #7: Muevo la máquina de rasurar como si fuera una cuchilla

    Mejor es manejarla en círculos, haciendo pequeñas circunferencias por la cara. Así es como corta, se nota en el sonido”. Lo de hacerlo de arriba a abajo, como brochazos, sólo tiene sentido al final, para repasar. Los movimientos circulares serán tu mejor opción.

  • #8 Rasurarse todos los días

     El nivel de irritación es mayor para alguien que se afeita a diario, pero si tienes que hacerlo porque así te lo exige tu estilo de vida, hay que hacer descansos entre afeitado y afeitado, y pasar la cuchilla siempre a favor del vello. No olvides la importancia de utilizar crema hidratante a diario, el mejor modo de evitar enrojecimientos futuros cuando la piel no esté tan a favor.

El trabajo no ha terminado, consideraciones aftershave.

Ahora que has conseguido rasurar tu barba y/o bigote de manera correcta, es necesario que sepas que el trabajo no ha terminado. El cuidado de tu piel y de tu barba es un trabajo continuo, que va más allá del rasurado. Para que tengas un camino que seguir en este aprendizaje, te compartimos algunos puntos para realizar y tener en cuenta después del rasurado.

  • Dale a tu piel unos días de descanso.

    No es aconsejable afeitarse todos los días, aunque si no te queda más remedio, puedes dedicar el fin de semana para dejar descansar tu piel y aprovechar para un ritual de hidratación y cuidado facial. Si quieres conocer más sobre el tema, te invitamos a leer nuestra guía para el cuidado facial.

  • Elige un after shave apropiado para tu piel.

    Hay dos tipos: el bálsamo y la loción. El bálsamo se absorbe rápido y calma la piel irritada y es recomendable para los hombres con el pelo muy duro. La loción desinfecta, por su mayor contenido de alcohol, y cierra los poros.

  • También puedes usar alguna crema que te hidrate la piel a profundidad después del aftershave.
  • Exfolia tu piel después del afeitado.

    Ayudarás a que la piel de cara recupere la normalidad tras la agresión del afeitado.

Sabemos también que los vellos enterrados son un problema al momento de no rasurarnos de la manera correcta, y la manera de evitarlos es seguir al pie las indicaciones presentadas en esta guía, pero aquí te ofrecemos un resumen de lo que no debes dejar de hacer si no quieres contar con vellos enterrados.

El trabajo no ha terminado, consideraciones aftershave.

Ahora que has conseguido rasurar tu barba y/o bigote de manera correcta, es necesario que sepas que el trabajo no ha terminado. El cuidado de tu piel y de tu barba es un trabajo continuo, que va más allá del rasurado. Para que tengas un camino que seguir en este aprendizaje, te compartimos algunos puntos para realizar y tener en cuenta después del rasurado.

  • Dale a tu piel unos días de descanso.

    No es aconsejable afeitarse todos los días, aunque si no te queda más remedio, puedes dedicar el fin de semana para dejar descansar tu piel y aprovechar para un ritual de hidratación y cuidado facial. Si quieres conocer más sobre el tema, te invitamos a leer nuestra guía para el cuidado facial.

  • Elige un after shave apropiado para tu piel.

    Hay dos tipos: el bálsamo y la loción. El bálsamo se absorbe rápido y calma la piel irritada y es recomendable para los hombres con el pelo muy duro. La loción desinfecta, por su mayor contenido de alcohol, y cierra los poros.

  • También puedes usar alguna crema que te hidrate la piel a profundidad después del aftershave.
  • Exfolia tu piel después del afeitado.

    Ayudarás a que la piel de cara recupere la normalidad tras la agresión del afeitado.

Sabemos también que los vellos enterrados son un problema al momento de no rasurarnos de la manera correcta, y la manera de evitarlos es seguir al pie las indicaciones presentadas en esta guía, pero aquí te ofrecemos un resumen de lo que no debes dejar de hacer si no quieres contar con vellos enterrados.

  • Lava tu piel con agua tibia y un limpiador facial suave antes de afeitarte.
  • Aplica crema o gel de afeitar lubricante unos minutos antes de afeitarte para suavizar el vello. Otra opción es aplicar una compresa tibia.
  • Evita el afeitado al ras.
  • No estires la piel mientras te afeitas.
  • Usa una cuchilla afilada cada vez que te afeites. Se necesitan más estudios para determinar si una cuchilla de afeitar simple o múltiple es mejor para prevenir los vellos encarnados. Observa lo que te resulte mejor.
  • Aféitate en la dirección del crecimiento del vello.
  • Enjuaga la cuchilla luego de cada pasada.
  • Enjuaga tu piel y aplica loción luego de afeitarte.

A continuación presentamos algunos métodos de eliminación de vello que pueden ser útiles para evitar los vellos encarnados:

  • Productos químicos depilatorios.

    Es posible que los productos químicos depilatorios irriten la piel, por lo que debes probarlos en una zona pequeña primero.

  • Una crema para disminuir el crecimiento del vello.

    Un producto llamado eflornitina (Vaniqa) es una crema con receta que disminuye el recrecimiento de vellos cuando se combina con otro método de eliminación de vellos, como el tratamiento con láser. Se necesitan más estudios para probar la utilidad de este método.

¿Eres de los que no puede darse el lujo de no rasurarse todos los días?

Afeitarse todos los días, de la manera correcta, tiene sus ventajas peor también sus desventajas, por lo que te presentamos las más generales para que consideres tu decisión y veas qué se puede hacer al respecto.

A continuación presentamos algunos métodos de eliminación de vello que pueden ser útiles para evitar los vellos encarnados:

  • Productos químicos depilatorios.

    Es posible que los productos químicos depilatorios irriten la piel, por lo que debes probarlos en una zona pequeña primero.

  • Una crema para disminuir el crecimiento del vello.

    Un producto llamado eflornitina (Vaniqa) es una crema con receta que disminuye el recrecimiento de vellos cuando se combina con otro método de eliminación de vellos, como el tratamiento con láser. Se necesitan más estudios para probar la utilidad de este método.

¿Eres de los que no puede darse el lujo de no rasurarse todos los días?

Afeitarse todos los días, de la manera correcta, tiene sus ventajas peor también sus desventajas, por lo que te presentamos las más generales para que consideres tu decisión y veas qué se puede hacer al respecto.

Ventajas:

  • Mantendrás la piel del rostro mucho más limpia.

  • Eliminarás marcas de acné.

  • Te cambiará la fisonomía del rostro, pudiendo parecer más atractivo o más delgado ya que se te marcarán las facciones.

  • Favorecerás al correcto desarrollo de nuevas células y eliminarás las células muertas.

Desventajas:

  • Dependiendo de tu calidad de piel puede que se te irrite constantemente.

  • La irritación provoca puntos rojos incómodos.

  • Si no tienes mucha precisión o si estás un día despistado, puedes cortarte con la cuchilla fácilmente.

  • El hecho de afeitarse todos los días requiere de tiempo y una rutina específica.

¿Por qué debo seguir estos consejos?

¿Sabías que afeitarse es como una exfoliación intensa?

No sólo recortas el vello facial, sino que quitas una fina capa de piel, lo que es saludable para su piel ya que a menudo también elimina una capa de piel muerta.

Por lo tanto, es importante cuidar bien su piel luego humectando como lo haría después de cualquier exfoliación.

Además, no dejes que nadie te engañe. Incluso en la era de la higiene y la esterilización, el afeitado sigue siendo una práctica peligrosa.

Incluso para las afeitadoras húmedas más experimentadas, es fácil sufrir muescas, vellos encarnados y erupciones cutáneas. Si no se trata, un corte puede incluso infectarse.

Mientras tanto, las erupciones no solo son incómodas, sino que pueden doler e incluso causar descamación de la piel.

Por eso siempre es importante lavarse la cara e hidratarse después de afeitarse.

Conclusión

Como pudiste observar, rasurarse es más que despojarse de la barba y el bigote.

Rasurase de manera adecuada involucra todo un universo de consideraciones y productos que beneficia la salud de tu rostro y te permiten ver joven, sano y con una energía positiva que podrás transmitir a quien se acerque.

Hemos hablado de lo necesario para el rasurado perfecto antes, durante y después de realizarlo.

También hablamos de las ventajas y desventajas de utilizar rastrillo, máquina de rasurar o navaja, para que conozcas y tengas una noción sobre cuáles herramientas son mejores para algún estilo determinado.

También tocamos temas como la manera y la dirección adecuada que se debe implementar al rasurarse. Parece mucho, ¿cierto?

No temas en iniciar este camino, al leer esta pequeña guía has dado el primer paso para obtener el rasurado que deseas y así convertirte en un caballero del siglo XXI.

¿Por qué debo seguir estos consejos?

¿Sabías que afeitarse es como una exfoliación intensa?

No sólo recortas el vello facial, sino que quitas una fina capa de piel, lo que es saludable para su piel ya que a menudo también elimina una capa de piel muerta.

Por lo tanto, es importante cuidar bien su piel luego humectando como lo haría después de cualquier exfoliación.

Además, no dejes que nadie te engañe. Incluso en la era de la higiene y la esterilización, el afeitado sigue siendo una práctica peligrosa.

Incluso para las afeitadoras húmedas más experimentadas, es fácil sufrir muescas, vellos encarnados y erupciones cutáneas. Si no se trata, un corte puede incluso infectarse.

Mientras tanto, las erupciones no solo son incómodas, sino que pueden doler e incluso causar descamación de la piel.

Por eso siempre es importante lavarse la cara e hidratarse después de afeitarse.

Conclusión

Como pudiste observar, rasurarse es más que despojarse de la barba y el bigote.

Rasurase de manera adecuada involucra todo un universo de consideraciones y productos que beneficia la salud de tu rostro y te permiten ver joven, sano y con una energía positiva que podrás transmitir a quien se acerque.

Hemos hablado de lo necesario para el rasurado perfecto antes, durante y después de realizarlo.

También hablamos de las ventajas y desventajas de utilizar rastrillo, máquina de rasurar o navaja, para que conozcas y tengas una noción sobre cuáles herramientas son mejores para algún estilo determinado.

También tocamos temas como la manera y la dirección adecuada que se debe implementar al rasurarse. Parece mucho, ¿cierto?

No temas en iniciar este camino, al leer esta pequeña guía has dado el primer paso para obtener el rasurado que deseas y así convertirte en un caballero del siglo XXI.